Ventajas de los cerramientos de aluminio

A la hora de elegir un tipo de cerramiento, lo mejor es explorar las ventajas de los cerramientos de aluminio.

Construir o reformar una casa, oficina o cualquier tipo de espacio es una decisión que debe tomarse con buen criterio. Nosotros queremos ayudarte a tomar la mejor decisión y es por eso que creemos conveniente que consideres las ventajas de los cerramientos de aluminio.

En primer lugar ten en cuenta que cuando hablamos de cerramientos nos referimos a una estructura que no es una pared, que te servirá muy bien para cerrar un espacio y así dividirlo del exterior.

Con un cerramiento podrá resguardar el interior contra todo tipo de amenazas, bien sean naturales, ambientales o de otros tipos.

Es así como podrías tener un lavadero fuera de tu casa, pero no en el exterior, o una parrillera cubierta y hasta un jardín techado.

Así que si quieres contar con un espacio de esparcimiento, sin preocupaciones por condiciones climáticas, puedes optar por un cerramiento.

Beneficios generales de los cerramientos

Antes de hablarte de las ventajas de los cerramientos de aluminio, consideramos que es importante que conozcas los beneficios generales de este tipo de estructuras.

Estos son:

  • Te brinda más seguridad, al cerrar espacios abiertos y así protegerte de robos y de agentes externos
  • Facilita el aprovechamiento de los espacios, esos que antes eran abiertos y que puedes convertir en salones
  • Actúan como barrera o aislamiento térmico, por lo que posibilita la climatización de los espacios internos
  • También sirven para aislamiento del ruido, pudiendo así cerrar espacios, aislarlos y evitar las molestias de los ruidos externos
  • Protegen tu hogar del polvo y la suciedad
  • Genera más privacidad en el ambiente

Estos son los beneficios que han permitido que los cerramientos alcancen un alto grado de popularidad.

Tipos de cerramientos que puedes encontrar

Ahora que ya sabes qué es un cerramiento y cuáles son los beneficios que te ofrecen, también resulta importante que sepas los distintos tipos de cerramientos que puedes encontrar.

A continuación, te los presentamos:

#1: Ventana corredera

Se le considera como el cerramiento más común cuando se tata de espacios residenciales.

Se ubican en medio de las paredes, y al abrirse no ocupan más espacios ya que el vidrio no sale del marco, lo que resulta seguro si tienes niños en casa.

#2: Ventana plegable

Es otro tipo de cerramiento que suele ser común. Cuenta con varias láminas delgadas, que al abrir se deslizan sobre la base.

Este tipo de cerramiento al guardarse las láminas liberan el espacio a un 100%.

#3: Cerramientos sin perfiles

También son conocidos como cortinas de cristal. Consisten en piezas de vidrio que cuentan con marco solo en la parte superior e inferior.

Es así como es posible deslizarlas de un lado a otro para recogerlas y así lograr apertura del espacio. Su estética es muy sobria, se adapta a todo tipo de ambiente.

#4: Cerramientos deslizantes

Este tipo de cerramiento se recomienda para las terrazas en el exterior. Se componen por láminas de vidrio que sí tienen marco en los perfiles.

Es más recomendable sui se quiere reducir el ruido en los espacios, y contar con una climatización perfecta.

Tipos de vidrios para los cerramientos

Nos acercamos a las ventajas de los cerramientos de aluminio, pero antes necesitas conocer todo sobre los cerramientos. Por eso queremos que sepas cuáles son los tipos de vidrio que pueden ser usados para los diferentes cerramientos.

Estos son:

#1: Vidrio templado

Es un vidrio con gran resistencia mecánica, brinda un gran nivel de seguridad. De hecho si se rompe no se astilla.

#2: Vidrio impreso templado

Cuenta con un espesor de entre los 9 y 11 milímetros. Se usa mayormente en espacio para los que no se necesita transparencia, pero para los que sí se quiere entrada de luz.

#3: Vidrio antirreflejo

Este es tratado por ambas caras para lograr que no se refleje la luz, sin que se distorsionen los colores.

#4: Doble acristalamiento

Cuenta con más de dos capas de vidrio que son separadas por cámaras de aire deshidratado. Funciona de forma extraordinaria como aislante de ruido.

#5: Vidrio laminado

Con este vidrio obtienes un cerramiento que es resistente tanto a la penetración como al impacto. Si se rompe las partículas quedarán adheridas. Resulta una opción muy segura para las zonas con mucho flujo de personas.

#6: Vidrio serigrafiado

Es un tipo de vidrio que tiene las propiedades de un vidrio templado normal, con la diferencia de tener un proceso de temple después de depositar sobre una de las caras esmaltes vetrificables a través de la serigrafía.

Las ventajas de los cerramientos de aluminio

Ha llegado el momento de hablar sobre las ventajas de los cerramientos de aluminio. Después de conocer estas ventajas, sabrás por qué debes aprovecharlas:

#1: Más durabilidad

El aluminio es un material con tiempo de vida muy largo, es duradero. Por eso cuando inviertes en cerramientos de aluminios haces una gran inversión. No se deformará.

#2: Es de fácil mantenimiento

Al ser un material antioxidante, se hace fácil de limpiar. No tendrás que hacerle mantenimiento profundo durante años. Esto se debe a que cuando el material es industrializado se somete a tratamientos que permiten que la superficie pueda pintarte y obtener un buen acabado.

#3: Tiene un impacto ecológico positivo

Con el cerramiento de aluminio puedes mantener el ambiente libre de agentes tóxicos, por eso es una buena opción para espacio donde tengas niños o mascotas. Es un material 100% reciclable, por lo que su ciclo de vida es constante.

#4: Fácil de instalar

Otra de las ventajas de los cerramientos de aluminio es que se instala fácilmente gracias al peso ligero del material, lo mismo que lo hace más adaptativo a todo tipo de superficie.

#5: Luminosidad

Por último ten en cuenta la luminosidad de los espacios. Gracias a que el aluminio permite que los marcos del cerramiento sean reducidos en lo relacionado al tamaño, los vidrios ocupan mayor espacio, por lo tanto permiten más entrada de luz.

Conclusión

Como puedes ver, son muchas las ventajas de los cerramientos de aluminio. Además, debemos añadir que son mejores estéticamente.

Se adaptan a todo tipo de ambiente, en terrazas, oficinas y en residencias. No son rústicos ni grotesco, así que si quieres un buen cerramiento, compra uno elaborado en aluminio.